El mejor método para las escuelas de negocios

“La formación ejecutiva no se aprende en un aula”. Esta máxima pertenece a una de las escuelas de negocios más prestigiosas del mundo: la Harvard Business School, quien defiende el “método del caso” como “la mejor herramienta pedagógica para aprender sobre el mundo de los negocios”. Sin embargo, la Columbia Business School ha desarrollado una nueva metodología: la “técnica de decisión breve”.

business-school

La dicotomía entre “la teoría y la práctica”, siempre vigente en las cuestiones educativas, se intensifica en la educación en los negocios. Las escuelas de negocios tienen el objetivo de formar a “un hombre de negocios de éxito”. Para ello, sus alumnos no solo deben incorporar conocimientos académicos de gestión empresarial, sino también desarrollar habilidades para el liderazgo eficaz.

Es por eso que muchos especialistas en este campo determinan que el aprendizaje de distintas teorías de liderazgo no es suficiente para convertirse en un líder. Sin embargo, los defensores de la educación tradicional continúan sosteniendo la vigencia de las clases pasivas magistrales, mientras que aparecen nuevas corrientes que propulsan una aplicación más práctica para la formación empresarial.

Dentro de esta última corriente, se destaca el “método del caso”, que fuera creado en 1911 en la Harvard Business School. El modelo se basa en la creencia de que la experiencia de situaciones empresariales reales es la mejor forma de desarrollar capacidades directivas. Desde entonces, muchas escuelas de negocio de todo el mundo han adoptado esta fórmula.

A través de esta técnica los estudiantes disponen de una extensa documentación para discutir sobre los casos que se les plantean y deben encontrar una solución, desarrollando de esta forma, habilidades de negociación, liderazgo y persuasión, con el objeto de imponer sus ideas a los demás.

La técnica de decisión breve

A pesar de su permanencia en el tiempo, la metodología del caso ha sido cuestionada en los últimos tiempos por otras instituciones de prestigio, como la Columbia Business School, propulsora de una nueva técnica denominada “decisión breve” que promueve la toma de decisiones pero donde el alumno dispone de mucha menos información, como sucede en la vida real, donde los directivos nunca tienen una perspectiva global del problema.

Los especialistas de la Columbia Business School sostienen que el método del caso es una herramienta útil para el análisis, que ayuda a crear un perfil de estudiantes muy bien formado para superar exámenes y el trabajo académico, pero con deficiencias para la vida real, aún alejados de los dilemas diarios de la gestión empresarial.

La principal crítica que exponen frente a esta metodología es que los alumnos tienen a su disposición todos los datos que necesitan sobre el caso, conociendo su comienzo, desarrollo y muchas veces, también su final. En la vida real, un empresario nunca dispone de toda esta información.

Es por este motivo que esta escuela de negocios ha introducido la perspectiva de la “técnica de decisión breve”, en la cual no se anticipa la solución hasta que han terminado la discusión.

En síntesis

El debate entre ambos métodos, o entre estos y los defensores de la educación de negocios más tradicional, sirve para poner de manifiesto la búsqueda de las escuelas de negocios para encontrar los mejores métodos que contribuyan a formar a los mejores ejecutivos, profesionales que puedan enfrentarse a los problemas reales en la vida real.

Estudiar en universidades extranjeras

Las crecientes conexiones empresariales a nivel internacional y las grandes oportunidades de negocio que propone la globalización en todos los aspectos del mercado han presentado de la mano de Internet las posibilidades de estudios que llevan los profesionales hasta la posibilidad de formar parte de programas académicos en distintas universidades de todo el mundo.

universidades-extranjeras

De este modo podemos encontrar que la asistencia presencial ya no es un requerimiento indispensable para que un individuo pueda alcanzar determinada titulación o pueda incorporarse al staff de alumnos de determinada universidad.

Del mismo modo que existen numerosas empresas y corporaciones que prestan sus servicios en diferentes partes del mundo, también las universidades y casas de estudios han proyectado su interacción con los alumnos por medio de la red de redes.

Además de la creación de programas determinados de formación por medio de Internet a nivel regional, también existen numerosos programas de posgrado, donde la especialización se ha convertido en una posibilidad cierta para alumnos que se encuentran a miles de kilómetros de distancia e incluso en otros países o regiones del mundo.

Estudiar

Estudiar por medio de Internet también exige del profesional todas las responsabilidades necesarias para incorporar el conocimiento y posteriormente validar los frente a los exámenes virtuales. Si bien las salas de estudio en las que se encuentra la red de redes propone una metodología muy diferente a la tradicional, la asistencia de los tutores se encuentra presente en todo el aspecto del desarrollo del conocimiento y son incorporados en las propuestas de las universidades

Los centros de estudio de todo el mundo han encontrado en la red de redes un valioso terreno de educación donde las propuestas pueden ser entendidas de un modo muy eficiente con la intención de alcanzar alumnos en distintas partes del mundo. El modo de interacción se desarrolla por medio de todas las herramientas disponibles en Internet e incluso incorporando la tecnología multimedia para aplicar la interactividad en el proceso.

Medios de pago

Los medios de pago para abonar los diferentes posgrados o cursos ya no son un obstáculo para los profesionales en diferentes partes del planeta. Plataformas de pago como Paypal, o transferencias bancarias, son algunas de las herramientas que se encuentran disponible al alcance de cualquier individuo interesado en realizar estas formaciones en cualquiera de las universidades que proponen un programa extenso, cuidadoso, y gran contenido de calidad en el espacio de Internet.

Estudiar un idioma y complementar los estudios profesionales

Numerosos profesionales de todo el mundo encuentra en la actualidad la indispensable necesidad de aprender y estudiar un segundo idoma.

estudiar-un-idioma

Sin lugar a dudas en muchos sectores y lugares de trabajo no es suficiente con aprender solo un segundo idioma. Sin embargo es un paso indispensable sobre todo para los profesionales que buscan su proyección internacional, ya que en la actualidad las diferentes características de la globalización, y las relaciones empresariales a nivel internacional, hacen muy frecuente el desarrollo del conocimiento en contextos de trabajo donde es indispensable el conocimiento de un segundo idioma.

Si bien existe una gran cantidad de profesionales que realiza el estudio idioma inglés orientados a una segunda lengua profesional, también existen otras lenguas que son de gran valor e importancia para el intercambio relaciones comerciales empresariales y que contribuyan al desarrollo profesional de estudio.

En este sentido el italiano, el alemán, el portugués, son algunas de las lenguas que en los últimos tiempos han sido muy requeridas, además de la comprensión y entendimiento de las lenguas asiáticas, donde es importante además una comprensión cultural y lingüística, una estructura de aprendizaje acorde para incorporar nueva simbología en el conocimiento del profesional.

Estudiar

Frente a las nuevas demandas de conocimiento y los requerimientos de los profesionales, es indispensable tener en cuenta que es de gran importancia armonizar los tiempos de trabajo y de estudio para lograr incorporar un nuevo conocimiento, y que ese conocimiento de más sea eficiente en la actividad desarrollada por el individuo.

De este modo, existen en los tiempos actuales una gran variedad de plataformas y ofertas de estudio relacionadas con la incorporación del estudio relacionado con el lenguaje. Observar cuidadosamente las ofertas existentes en el mercado y las proyecciones oficiales que pueden obtenerse es un importante detalle para cualquier individuo que decía llevar adelante una formación de estas características.

Herramientas

Entre las diferentes herramientas de estudio que pueden visualizarse en el mercado, existe una gran variedad de ofertas virtuales que se desarrollan por medio de Internet. Dentro estas ofertas las oportunidades de e-learning, se han mostrado como muy efectivas, ofreciendo una gran capacidad de aprendizaje en los contextos virtuales y en las distintas herramientas ofrecidas

Además en estas opciones en particular se tiene muy en cuenta la distribución de los tiempos y la armonización según la disponibilidad de los profesionales interesados.

Harvard Business School: pautas para el ingreso

Harvard Business School no sólo es una de las escuelas de negocio con mayor tradición, sino también una de las que cuenta con la mejor reputación. Por estas razones y porque sus graduados suelen alcanzar el escalafón empresarial más alto, cada año miles de postulantes intentan cursar su MBA Full-Time.

harvard-business-school

Al igual que en la gran mayoría de las escuelas de negocio, es necesario superar una serie de pruebas para entrar en HBS. Un aspirante deberá acreditar el examen GMAT y, en el caso de que el inglés no sea su lengua materna, el TOEFL; además deberá presentar una carta de presentación, detallando su experiencia laboral, y aportar tres referencias.

Pero además, la HBS selecciona un perfil concreto de estudiantes, y es necesario trabajar sobre este perfil, si se desea lograr el ingreso.

Sanford Kreisberg, fundador de la consultora de admisiones HBS Guru afirma que el camino hacia Harvard “es mitad concurso de belleza y mitad ciencia y, como todo sabemos, la ciencia y la belleza pueden estar en la visión de quien contempla”.

A lo largo de experiencia como asesor ha creado un modelo de 6 pautas para acceder al MBA de esta prestigiosa escuela.

Pautas para ingresar a HBS

1) Trata de lograr un GPA o una calificación media alta. A los responsables de admisiones de esta escuela sólo les importan las calificaciones, no las asignaturas cursadas. También es importante añadir un buen número de actividades extraescolares, rellenando con inteligencia la hoja de “tiempo libre”.

2) Una buena calificación en GMAT es importante, pero en la HBS le otorgan más valor al GPA.

3) Crear una estrategia en torno a los apartados extracurriculares. En este sentido, hay que demostrar habilidades de liderazgo. La mejor táctica es identificar las áreas en las que se puede demostrar liderazgo.

4) Presentarse como una persona en proceso de formación. La HBS parece “obsesionada” en transformar a sus estudiantes; por lo tanto se debe mostrar una personalidad centrada y con ideas claras, pero abierta al cambio.

5) En las redacciones, demostrar lo especial, sin hacer alarde de cualidades. Es más importante explicar cómo se consiguieron determinados logros, que hacer una lista exhaustiva de los mismos.

6) Crear una personalidad atractiva. Sin esta condición, las altas calificaciones de un GMAT o GPA pasarán desapercibidas. Kreisberg recomienda buscar ayuda de consultores, amigos, familiares, antiguos profesores, compañeros de trabajo, etc., y seleccionar cuidadosamente a las personas que redactarán las cartas de recomendación.

Otros aportes

Ismael Tabije, en un artículo titulado “Cómo entrar en Harvard aunque estés en la media” explica cómo un antiguo empleado de UPS logró acceder a esta escuela de negocio sin buenas notas académicas o un currículum brillante.

La clave del éxito consistió en centrarse en sus fortalezas (por qué merezco estar en Harvard) en lugar de sus debilidades. En su carta de presentación resumió cómo con sólo 22 años había conseguir liderar un grupo de 50 repartidores. También relató su experiencia como mentor de adolescentes afro-americanos que vivían en su bloque, y cómo los mismos adolescentes se habrían convertido en líderes, animando a sus amigos a dejar las drogas y la violencia.

En síntesis, demostró a los responsables de selección que era un líder capaz incluso de generar liderazgo en sus subordinados.

Las certificaciones de proyección internacional

Certificar el conocimiento sobre determinada área o temática, aporta al profesional un importante valor agregado en la carrera que desarrolla y en las oportunidades laborales que puede adquirir en un futuro próximo. Las certificaciones de proyección internacional han adquirido una importancia relevante en la carrera de cualquier especialista.

SONY DSC
SONY DSC

Las certificaciones se orientan en muchos casos a unificar metodologías y asegura que la capacidad de trabajo y método que posee un profesional en alguna parte del mundo es similar por ejemplo, al de otro que se encuentra trabajando en Europa o en Asia. Sobre todo en las carreras desarrolladas con sistemas informáticos, la certificación aporta un valor muy relevante que muchas veces no solamente se relaciona con las posibilidades de cada profesional en sus carreras particulares, sino que también son incidentes en la integración de los equipos de trabajo de cualquier institución y de las empresas que actualmente ven proyectadas en las fronteras geográficas en cualquier parte del mundo.

El conocimiento específico

El competitivo mercado actual plantea una necesidad creciente en los profesionales, de poseer un conocimiento específico o diferenciador en relación a los restantes profesionales que pueden competir por determinado puesto laboral. Si bien esta realidad ha impulsado en numerosas oportunidades a los especialistas a perseguir certificaciones y de este modo acreditar su conocimiento con proyección internacional, actualmente esta necesidad también se plantea desde las empresas que necesitan poseer equipos de trabajo certificados para asegurar que su metodología es similar a la de otros equipos que pueden encontrarse en lugares geográficos muy distantes.

Certificar el conocimiento

Certificar el conocimiento sin lugar a dudas una valiosa herramienta y aporte diferenciador para cualquier profesional. Existen en el mercado actual numeroso certificaciones propuestas por asociaciones, grupos de conocimientos, universidades, y diversas instituciones académicas orientadas a un ámbito exclusivamente internacional. Si bien pueden encontrarse certificaciones regionales, la principal metodología de estudio y la finalidad de certificar el conocimiento se encuentra proyectado en el ámbito internacional. De este modo pueden encontrarse certificaciones sobre determinadas tecnologías y lenguajes de programación, sistemas de calidad, gestiones industriales, y diversas temáticas en gerenciamiento de proyectos y metodologías. Certificar el conocimiento es una importante manera de destacar los equipos de trabajo y de lograr una mejor protección laboral.

Las Escuelas de negocios deben formar ejecutivos para el mundo real

En otro artículo veíamos que se critica que las Escuelas de Negocios se están alejando de la formación ejecutiva para un mundo real. ¿Cuáles son las habilidades y experiencias relevantes que se deben adquirir entonces en una Escuela de Negocios?

escuelas-de-negocios

Las Escuelas de Negocios parecen estar poniendo el énfasis en las investigaciones “científicas”, dejando de lado la formación empresarial necesaria para desempeñarse en el campo concreto y real de la empresa inserta en el contexto actual.

Entonces, ¿cuáles son los factores que las Escuelas de Negocios deben tener en cuenta para impartir una formación adecuada? Según algunos especialistas una Escuela de Negocios debe brindar:

1) Educación interactiva: en una tradición educativa verticalista, el profesor enseña y el alumno aprende pasivamente. En este modelo solo puede haber una única transferencia de información: desde el profesor al alumno. Sin embargo, el proceso de enseñanza-aprendizaje es una interacción entre educador y educando, especialmente en la transmisión de conceptos de management, donde las escuelas de negocios deben fomentar la apertura mental, la capacidad de priorizar, el desarrollo de la creatividad, las habilidades interpersonales y la práctica de actitudes éticas.

2) Docentes con experiencia empresarial: para que la interacción planteada en el punto anterior sea posible, el educador debe poseer saberes, habilidades y experiencias empresariales propias. Nadie puede transmitir lo que no ha experimentado. Un profesor que puede enriquecer sus clases con ejemplos traídos de la vida cotidiana en las empresas, ofrece un factor diferencial sobre aquellos que sólo pueden transmitir lo que leyeron en libros.

3) Formación práctica: las técnicas de role-play y de estudio de casos son herramientas útiles para enfrentarse con problemas reales. Los mejores trabajos prácticos son los que se realizan manipulando datos de la realidad y confrontando con la problemática de todos los días en empresas reales.

4) Perspectiva sectorial: una misma problemática adquiere características particulares en diferentes tipos de industria o segmentos de negocios específicos; por lo tanto, debe ser analizada en esos contextos particulares. Un líder debe ser capaz de tomar decisiones especificas que se ajusten a problemáticas particulares, y no aplicar la misma “receta” en todos los casos.

5) Formación humanística: los recursos de una empresa, económicos, financieros y físicos, son manejados por personas. Por lo tanto, la formación empresarial no puede dejar de lado las dimensiones humanísticas, psicológicas y sociales. Una escuela de negocios que no brinde capacitación en estos temas, seguramente formará ejecutivos con visiones inadecuadas o incompletas sobre los asuntos a resolver.

6) Formación ética: la sociedad civil demanda que las decisiones de negocios respeten determinados valores éticos y morales. Por lo tanto, las Escuelas de Negocios deberán crear una cultura en torno a los valores, para transmitir y desarrollar en los estudiantes un comportamiento ético.

En síntesis

Sin dejar de lado el conocimiento académico, que es la base y el sustento para comprender la realidad, las Escuelas de Negocios deben formar individuos que sean capaces de unir los aspectos académicos con las realidades de la vida cotidiana, desarrollando experiencias y estilos personales para tomar decisiones.

MBA: el pasaporte a la alta gerencia

De acuerdo a un estudio realizado en Argentina por Deloitte, la mitad de los CEOs y altos directivos de las principales empresas han cursado un MBA. El estudio demostró, además, que la edad tope para la capacitación de los ejecutivos es de 45 años.

 alta-gerencia-mba

Hasta hace dos décadas atrás, la formación académica de un alto ejecutivo se detenía en la formación de grado. Sin embargo, las nuevas demandas del mercado actual han modificado ese escenario. Así lo demuestra un estudio realizado en Argentina por la división Human Capital, de la consultora Deloitte.

La investigación “La alta gerencia y los posgrados en Argentina” se realizó entre 79 ejecutivos de diferentes compañías. Esta investigación mostró una muy baja proporción de ejecutivos que no han realizado ningún posgrado: solo el 14%. El resto de los ejecutivos encuestados (el 86%) completó un programa de posgrado de entre 2 a 3 años de duración.

Algunos de los factores que influyen en esta tendencia están relacionados con la inestabilidad del mercado laboral. Horacio Cortese, director de la Maestría en Recursos Humanos de la Universidad de Ciencias Empresariales y Sociales (UCES) afirma que “hoy no hay empresas que puedan garantizar a nadie un contrato de por vida. Antes la regla básica era la lealtad (…) pero la historia demuestra que se rompió. En su reemplazo, hay un compromiso con (…) el desarrollo de la propia carrera.”

El reinado de los MBAs

El 44% de los ejecutivos encuestados ha realizado una Maestría en Administración de Negocios. En segundo lugar aparecen las Maestrías en Finanzas y otras carreras y posgrados de especialización.

Andrés Hatum, profesor del área de Comportamiento Humano del IAE, intenta explicar este fenómeno afirmando que “un MBA otorga competencias generalistas para la dirección de empresas. Las personas que ya están en la alta dirección son más afines a este tipo de programas.”

Perfiles

Las edades promedios de los encuestados oscilan entre los 30 y 40 años. El estudio citado también demostró que los ejecutivos, actualmente, se capacitan hasta los 45 años. Esto explica que no existan posgrados para personas de mayor edad, aunque se espera que esta tendencia se revierta en los próximos 10 años.

En cuanto a la formación de grado de los ejecutivos encuestados, la mayoría proviene del área de Ciencias Económicas; seguida por las áreas de Administración y Dirección de Empresas, Ingeniería y Abogacía.

Otro dato interesante arrojado por este estudio es que un alto porcentaje de los ejecutivos ha realizado su carrera de grado en universidades públicas, especialmente, la UBA (Universidad de Buenos Aires), aunque luego han optado por posgrados pagos, con altos costes de matriculación. Los especialistas explican este fenómeno a través de dos factores: por un lado, el alto prestigio que tiene la universidad mencionada, superior a la mayoría de las universidades privadas de Argentina, lo que la convierte en una de las preferidas para la formación inicial; por otra parte, las posibilidades de enfrentar los elevados costos de una MBA aumentan cuando se avanza en el posicionamiento profesional, además de que la universidad pública no ha alcanzado el mismo nivel que la privada en cuanto a posgrados.

Influencia del MBA en la carrera profesional

El 71% de los encuestados opinó que tuvo una alta influencia en el desarrollo de su carrera profesional; mientras que el porcentaje restante le otorgó una influencia relativa, porque continúan destacando el valor de la práctica y la experiencia por encima de la formación académica.

Los especialistas coinciden en que el impacto de un MBA en la carrera no es inmediato. También afirman que se espera que dentro de 10 años la influencia de un MBA sobre el desarrollo de carrera será mucho mayor que el actual, porque el mercado gerencial requerirá cada vez mayor capacitación y actualización.

Qué se estudia en un MBA

Existe un grupo de asignaturas básicas que forman el Core Course de un MBA, tales como Estadística, Contabilidad, Marketing, Comportamiento Organizativo, Liderazgo o Macroeconomía. Pero también aumenta la oferta de asignaturas de libre elección que incluyen desde fusiones hasta gestión del cambio.

 estudia-mba

Core Courses (asignaturas troncales)

Estadística (Business Statistics / Statistics): trata de acercar a los futuros líderes al mundo de la estadística para que puedan interpretar los datos que aparecen en los informes y para que se familiaricen con el razonamiento lógico que se aplica a esta disciplina.

Contabilidad (Accounting): permite conocer los aspectos básicos de la contabilidad y es fundamental para las posteriores asignaturas en las que se profundiza los diferentes aspectos de esta disciplina. Puede profundizarse en Contabilidad Financiera (Financial Accounting) y Contabilidad Directiva (Managerial Accounting).

Estrategia (Strategy / Business Policy): aborda los aspectos estratégicos de la gestión empresarial para identificar la posición que debe ocuparse en el mercado, analizar la situación de la empresa a largo plazo o elegir una táctica para penetrar el mercado.

Marketing : todos los MBA incluyen un módulo de marketing donde se aprenden los fundamentos de esta disciplina y las principales técnicas de mercadotecnia.

Ética (Ethics / Ethics and Corporate Social Responsibility): es fundamental para comprobar el componente ético de la labor directiva y la responsabilidad moral que todo ejecutivo debe tener con la sociedad.

Comportamiento organizativo (Organisational Behaviour): estudia las relaciones entre las organizaciones y los individuos, para comprender el por qué del comportamiento de las personas y grupos dentro de las compañías e instituciones.

Macroeconomía y Microeconomía: para comprender el contexto macroeconómico y cómo se articulan las relaciones económicas y comerciales entre países y empresas; así como para interpretar los datos y magnitudes económicas de cada país o región.

Liderazgo (Leadership): para analizar las cualidades personales que debe tener un buen dirigente, quien debe guiar a la empresa y motivar a sus empleados.

Modelos de Decisión (Decision Models / Data Analisys and Decision Making): contribuye a identificar la información más relevante en cada momento, y a evaluar diferentes riesgos.

Asignaturas optativas

Entrepreneureship / Emprendimiento: está orientada a los alumnos que quieren crear su propia empresa al finalizar el MBA, aunque también sirve para identificar nuevas opciones de negocio.

Mergers and Acquisitions / Fusiones y Adquisiciones: es una de las asignaturas más demandas por la tendencia a la concentración en algunos sectores clave de la economía mundial.

Managing Change / Gestión del Cambio: muestra cómo pueden flexibilizarse las organizaciones para que sean capaces de adaptarse a una economía cambiante y global.

Negociation Skills / Habilidades de Negociación: la negociación es una de las principales capacidades que debe desarrollar un directivo, no solo con distribuidores y clientes, sino también con sus propios subordinados.

Information Technology / Tecnologías de la Información: el conocimiento de las TICs, los sistemas de gestión empresarial y, especialmente, las posibilidades de la Web 2.0 son básicos y fundamentales para un directivo.

Emerging Markets / Mercados Emergentes: se aprende a conocer los diferentes mercados emergentes y cómo invertir en cada uno de ellos. También existen cursos más especializados y orientados a países específicos, como China.

Estos son sólo algunos de los ejemplos de las asignaturas que se pueden encontrar en las escuelas de negocio, que continuamente deben perfeccionar y ampliar su oferta para ajustarse a las cambiantes necesidades del mercado.

Todo lo que hay que saber para postular a un MBA

El proceso de admisión a un MBA es un proceso riguroso y estricto, que cumple pautas específicas. El objetivo de este proceso de admisión es identificar a aquellos profesionales que ocupan posiciones de liderazgo empresarial, social o político, o que evidencien un potencial para lograrlo.

 postular-mba

A pesar de que, en líneas generales cada institución aplica distintos requisitos de acuerdo a sus propios criterios, la mayoría realiza un conjunto de fases similares, para las cuales el candidato deberá prepararse con antelación. Especialmente porque sólo un pequeño porcentaje de la gran cantidad de postulantes será seleccionado para cursar una maestría.

El objetivo del proceso de admisión para un MBA es identificar a aquellos profesionales que ocupan posiciones de liderazgo empresarial, social o político, o que evidencien un potencial para lograrlo.

Para evaluar las características de los postulantes, las escuelas de negocios buscan asegurarse de que los alumnos tengan la capacidad suficiente para aprobar todas las instancias necesarias para graduarse; por ello, evalúan características que tienen que ver con el trabajo, el compromiso, el liderazgo, el trabajo en equipo, la expresión oral y escrita y la experiencia laboral.

Los exámenes

El primer requisito fundamental para postular a un MBA es realizar un examen de aptitud intelectual. Entre las más utilizadas por las instituciones está la Prueba de Admisión a Estudios de Postgrado (PAEP), que evalúa la aptitud académica, la habilidad cognitiva y el rendimiento de los postulantes. Esta prueba incluye preguntas de opción múltiple y una breve composición escrita, y puede ser usada para la selección y diagnóstico de alumnos de acuerdo a los criterios de admisión de las escuelas.

Otro de los exámenes utilizados, sobre todo en las escuelas estadounidenses y europeas es el Graduate Management Admission Test (GMAT) que evalúa habilidades verbales, matemáticas y escrituras analíticas generales. El GMAT es un test que mide el razonamiento numérico y verbal del candidato a un MBA, así como sus habilidades de análisis por escrito. Este examen evalúa únicamente las capacidades analíticas del postulante a través de tres aspectos: el analytical writing, en el cual los participantes deben redactar dos ensayos sobre los temas propuestos; la parte cuantitativa, con preguntas de suficiencia de datos y resolución de problemas; y la parte verbal, donde se pide a los candidatos que lean textos y contesten preguntas sobre comprensión de lectura, razonamiento crítico y corrección de frases.

Sin embargo, estos exámenes son solo una parte del proceso de admisión a una escuela de negocios, ya que además se tendrán en cuenta los estudios académicos, el desarrollo profesional y la evaluación de competencias directivas.

Además, la mayoría de las escuelas de negocios requerirá también la aprobación de un examen de inglés, como el Toefl, el cual exige un puntaje mínimo de unos 430 puntos para las maestrías en español y de 600 para los MBA en inglés.

Los antecedentes personales

Uno de los requisitos que deben cumplir los candidatos es el de contar al menos con tres años de experiencia laboral relevante, debido a que uno de los puntos fuertes de los programas es que los alumnos compartan vivencias, metas, conflictos y resoluciones que hayan experimentado en sus trabajos.

Además, será necesario poseer antecedentes académicos destacados como la universidad de origen o las calificaciones obtenidas. También se requerirá la presentación de por lo menos tres cartas de recomendación de profesores o profesionales de prestigio.

Finalmente, el postulante deberá tener una entrevista personal con los responsables de la admisión, cuyo desempeño durante la misma será decisivo en la decisión. En esta instancia, el interesado deberá mostrar la mayor seguridad posible y convencer a su entrevistador acerca de por qué es el candidato óptimo para cursar una maestría.

Un MBA ¿puede ser útil para un pequeño empresario?

Una empresa pequeña o mediana no solo difiere de una gran empresa por su tamaño; también responde a un modelo organizacional diferente. ¿Es posible aplicar lo que se aprende en un MBA en una PyME?

 mba-pyme

Las PyMEs se caracterizan por la informalidad de sus procesos de gestión. Cuando un empresario pequeño o mediano realiza un MBA aprende contenidos de gran valor, sin duda, pero se encuentra luego con la dificultad de poder aplicarlos en su contexto especifico.

Aparecen entonces sentimientos de frustración porque siente que ha realizado una fuerte inversión en capacitación, pero no puede lograr una mejora de los resultados de su PyME.

Se suele justificar el fracaso pensando que los MBA no se han diseñado para las pequeñas empresas, cuando en realidad, el problema se encuentra en la falta de una comprensión integral de las necesidades específicas de este tipo de empresas.

Principales dificultades

Uno de los problemas centrales parece ser que las escuelas de negocios ofrecen una excelente formación teórica, pero muchas de ellas descuidan los aspectos de aplicación práctica, que es precisamente lo que necesita un empresario PyME.

Con un enfoque centrado en la gestión de grandes corporaciones multinacionales, los MBA parecen más adecuados para formar gerentes que empresarios – emprendedores.

Otro problema se presenta en la transposición de contenidos acerca de diferentes modelos organizacionales. Una PyME no es una gran empresa en pequeña escala; entre otras diferencias, se destacan la de los canales de comunicación y los procesos que se llevan a cabo en uno y otro tipo de empresa, lo que convierte en un verdadero desafío (a veces, casi imposible) el poder trasladar temas tales como visión, misión, valores de la empresa o la imagen corporativa a su aplicación práctica en una PyME.

También es importante considerar que el manejo de recursos y herramientas suele ser muy diferente, y muchos sistemas de gran valor para una gran empresa, como ERP, CRM o Business Intelligence, por solo mencionar algunos, carecen de sentido en una PyME.

Otra diferencia sustancial se ubica en el planteo de objetivos y metas; mientras que para la gran empresa es importante la inversión de tiempo y dinero para planear estrategias a futuro, la PyME se maneja en el corto plazo, casi en el “día a día”.

Conclusiones

En base a las dificultades y diferencias planteadas, parecería poco rentable la alta inversión que supone un MBA para un empresario PyME.

Sin embargo, no debemos olvidar que los costes en educación y capacitación nunca son un gasto, sino más bien una inversión. El pequeño y mediano empresario que decida emprender este tipo de formación puede rastrear entre la amplia variedad de oferta disponible, aquella que se encuentre más orientada a las necesidades específicas de pequeños emprendedores, convirtiendo su tránsito por un MBA en una apuesta rentable para su negocio.